ESTOS RESTAURANTES DE MADRID CUENTA CON UN PLUS

La Candela Restò (Amnistía, 10; tel. 971 73 98 88)

Si te gusta experimentar y que te sorprendan con juegos visuales, reserva. Viaje, viaje y más viaje (también en el tiempo) en una de las grandes mesas madrileñas.

Amazónico  (Jorge Juan, 20; tel. 915 15 43 32)

Sandro Silva ha logrado el “más difícil todavía con esta “selva” en la Milla de Oro. Tropicalismo, cocina vista y ambientazo. Cócteles y jazz en directo.

Nubel (Argumosa, 43 Museo Reina Sofía; tel. 915 30 17 61)

A cargo de Javier Muñoz Calero y con un interiorismo premiado. Del desayuno a las copas, raciones, tapas, vermús, brunchs a diario…

Corral de La Morería (Morería, 17; tel. 913 65 11 37)

Este mítico tablao flamenco apuesta, ahora, por la cocina tradicional (de altura). El responsable es David García (ex Álbora). Sólo un puñado de mesas.

Peyote San (Génova, 28; tel. 910 88 22 12)

El más ambicioso de los locales del grupo Larrumba, imparable en Madrid, ahora con su arrocería La Sabina, en La Moraleja. El ritmo es japo-mexicano, fresco y con gran coctelería.

Bibo (Pº Castellana, 52; tel. 91 805 25 56)

Dani García aterriza en la capital para animar aún más el panorama madrileño. El restaurante sorprende por su ambiente informal y bullicioso. Lo mejor de la culinaria andaluza con los clásicos guiños de este chef.

Club Allard (Ferraz, 2; tel. 915 59 09 39)

Lujo clásico en un palacio modernista junto a la Plaza de España.

La Cabra (Francisco de Rojas, 2 ; tel. 914 45 77 50)

Javier Aranda, formado en los fogones de El Bohío, apostó por ser libre y ganó. Producto y creatividad servidos en cuatro ambientes. También coctelería.

Gaytán (Príncipe de Vergara, 205; tel. 913 48 50 30)

La nueva manifestación culinaria de Aranda abrió sus puertas en 2016 como homenaje a su abuelo. Aquí sirve una cocina de concepto, una evolución de lo aprendido en estos años.

Dos Cielos Madrid (Cuesta de Santo Domingo, 5 ; tel. 915 41 67 00)

Desvelar quién está detrás de este proyecto ya es decir mucho: los hermanos Torres. Y no podían haber elegido mejor entorno, el Gran Meliá Palacio de los Duques, uno de los hoteles con más encanto de la capital (y con jardín).

Triciclo (Santa María, 28; tel. 910 24 47 98)

Sigue imparable (y haciendo crecer “la familia”). Cocina de producto, guisos con alma y toques exóticos. Éxito asegurado.

El Canadiense (Carranza, 10; tel. 669 46 58 86)

Lo que faltaba en Madrid. Un canadiense. Pues ya ha llegado. Los responsables son el equipo de Galleta Bar. Su fuerte son las hamburguesas en un local con decoración alpina.

Florida Retiro(Paseo República de Panamá, 1; tel. 918 25 52 75)

Joaquín Felipe, un clásico de los fogones madrileños, dirige con maestría este gigante con varios espacios para disfrutar de la gastronomía… y de la noche.

Café Comercial (Glorieta Bilbao, 7; tel. 910 88 25 25)

El Comercial, un mítico de la intelectualidad de principios de siglo, ha vuelto renovado aunque manteniendo su esencia. Fantástica carta de tapas y un vermú propio, de esos que enamoran.

 

 

FUENTE: TRAVELER