PROMUEVE INICIATIVA CARRERAS DE CIENCIAS EXACTAS E INGENIERÍAS PARA ATENDER EXIGENCIAS DEL MERCADO LABORAL

 

La diputada Josefina González Luna (NA) impulsa una iniciativa para reformar la Ley para la Coordinación de la Educación Superior, con el objetivo de promover carreras profesionales del área de ciencias exactas e ingenierías, que consideren y atiendan las necesidades o exigencias del mercado laboral y contribuyan al progreso del país.

        Precisó que materias como física, química, biología, aritmética e ingeniería, entre otras comprendidas en el área de las ciencias puras, son sustanciales e importantes para el desarrollo económico del país. Por ello, apuntó, es necesario estimular en los jóvenes el interés por la problemática actual y futura, tarea en que las ciencias serán primordiales para resolverla.

        Subrayó que la sociedad cambia constantemente y necesita  mayor preparación y conocimientos para enfrentar la complicada y competida vida laboral; indudablemente, las personas con un grado mayor de estudios tendrán mejores probabilidades, “lo que les podría permitir tener un mejor estilo de vida, cómodo y estable, aun cuando ello no esté del todo garantizado”.

        La legisladora, integrante de la Comisión de Economía, resaltó que el mercado laboral demandará en el futuro cercano a profesionistas que, además de la carrera que estudien, cuenten con otras herramientas como el dominio de idiomas, el uso de nuevas tecnologías y de las redes sociales, así como mayores dotes de comunicación.

        Asimismo, continuó, en la nueva economía predominará el sector del conocimiento, el cual demandará en mayor medida a ingenieros, científicos, educadores, técnicos, programadores de computadores y consultores tecnológicos, entre otros.

        González Luna comentó que los expertos en megatendencias coinciden en que las oportunidades de trabajo más prometedoras en un futuro inmediato tendrán que ver con las tecnologías relacionadas con la informática, telemática, telefonía celular, ingeniería genética, biotecnología, biónica, realidad virtual, información multimedia y los nuevos materiales cerámicos.

        De acuerdo con la agencia de personal  Manpower, México es uno de los ocho países que más empleos podrían generar en los próximos años; sin embargo, para lograrlo, es necesario asegurar hoy la pertinencia de los planes de estudio y capacitación continua, mencionó la diputada.

        Refirió que de 2015 a 2016 la cantidad de empleadores que capacitaron continuamente a sus trabajadores para cubrir vacantes creció de 20 a 50 por ciento a nivel mundial. En México, esta cifra alcanzó el 60 por ciento, una tendencia que se mantendrá por poco tiempo, ya que en el futuro la contratación dependerá menos de lo que sabemos y más de nuestra capacidad de aprender, adaptar y ejecutar.

        De igual manera, agregó, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) afirma que, de cada 10 nuevos empleos, ocho serán para trabajadores del conocimiento o profesionales con capacidades técnicas, formación práctica, habilidades directivas y espíritu emprendedor. Además, la tendencia internacional predecible apunta hacia carreras como Ingeniería Molecular, Nanotecnología, Biomedicina, Investigación Espacial, Cibernética, Mecatrónica y Ciencias de la Tierra.

        De acuerdo con proyecciones del Foro Económico Mundial, al menos dos mil millones de empleos desaparecerán en los próximos 15 años, situación que obliga a hacer una revisión de las carreras del futuro y, sobre todo, del perfil de los nuevos egresados, indicó la legisladora.

        Datos al primer trimestre del 2017 de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) del Observatorio Laboral, de la Secretaría del Trabajo, muestran que, de los ocho millones de profesionistas ocupados, las áreas que concentran el mayor número son las económico-administrativas, ingenierías y educación; tan sólo estas tres alcanzan cinco millones.

        Destacó la importancia de  pensar en los problemas globales que se potencializarán en el futuro, tales como el uso de la energía, la alimentación, la salud y el cuidado y sustentabilidad del medio ambiente. Todos ellos muy difíciles hoy de atender y que demandarán el desarrollo de diversas disciplinas que auxilien y contribuyan a su atención, indicó.

        Por ello, propuso reformar el artículo 5 de la Ley para la Coordinación de la Educación Superior, con el fin de fomentar, impulsar y promover la generación de carreras profesionales del área de ciencias exactas e ingenierías, que consideren y atiendan las necesidades o exigencias del mercado laboral.

        La iniciativa, presentada en la Comisión Permanente, fue turnada a la Comisión de Educación Pública y Servicios Educativos de la Cámara de Diputados.