DORMIR DE MÁS PUEDE SER CONTRAPODUCENTE

Dormir en exceso puede ser casi tan malo para la salud como hacerlo poco, reveló un estudio de la Universidad de Keele, en Staffordshire, Reino Unido.

De acuerdo con la investigación, las personas que duermen más de 10 horas diarias de forma habitual tienen 56 % más de posibilidades de morir por infarto, y 49 % más de morir por enfermedad cardiovascular.

El documento, publicado en el Journal of the American Heart Association, revela que las personas que alargan el sueño más de diez horas tienen 30 % más de posibilidades de morir antes que las que duermen sólo siete horas. La investigación se realizó a través de 74 estudios a tres millones de personas.

Esta investigación solamente se refiere a los riesgos que conlleva dormir demasiado de forma habitual. Estudios anteriores han revelado que hacerlo sólo ocasionalmente es incluso positivo.

Por el contrario, no dormir lo suficiente aumenta el riesgo de varios problemas de la salud, como enfermedades cardíacas, obesidad, diabetes, entre otras